lunes, 20 de febrero de 2017

Museo del Prado también en 3º ESO

En 3º ESO nos hemos propuesto tener un museo del Prado en las aulas. Desconocemos si vamos a vernos obligados a salir de clase porque con tanta información en los murales, queda poco sitio para los alumnos en las clases: hemos ido colocando muchas imágenes de mitos, obras de arte de la pintura y escultura que representan los mitos de Laocoonte, Píramo y Tisbe, Aquiles, el juicio de Paris, Prometeo, Hipómenes y Atalanta, Sísifo, las Danaides y tantos otros.

Además, tenemos ocupado el mural con la hoja de la liga de vocabulario, parte de la pizarra con el refrán de la semana, estamos pendientes de colocar el mural de la semana de cultura andaluza y,por si fuera poco, añadimos ahora todos lo cuadros del museo del Prado relativos a las épocas y movimientos históricos que hemos estudiado en clase de literatura.

En el primer trimestre hemos visto la literatura de la Edad Media y en el segundo, la del Renacimiento y la del Barroco, cuyo estudio hemos concentrado en estos meses para familiarizarnos con la literatura de los Siglos de Oro antes de la celebración de la Semana del Libro.



La literatura medieval es una literatura básicamente religiosa. En pintura ocurrirá lo mismo. Suelen representarse imágenes de la Biblia, hay muchas imágenes de Cristo como Pantócrator y también de la vida de los santos. La representación del paisaje suele limitarse al fondo, que muchas veces consiste en un color plano (normalmente el dorado, que simboliza la eternidad). También se llena con figuras que se agolpan en un primer plano y se yuxtaponen, sin buscar efectos de profundidad.

Los nombres de los maestros de la Edad Media apenas trascendieron, pues entendían que el Artista Supremo era Dios y muchas veces no firmaban las obras.

Ya que hablamos de literatura, hemos de señalar que muchos de los manuscritos estaban iluminados o decorados con imágenes.

A medida que avanza la Edad Media las imágenes se van humanizando y pierden hieratismo. La Virgen, los ángeles, los santos, etc. se representan mostrando sufrimiento. Es el camino hacia el Renacimiento.


Durante el Renacimiento, se recurre a temas y al estilo grecorromanos, de forma que se pone de moda el antropocentrismo, lo humano. La pintura del Renacimiento busca la belleza, armonía y perfección de la Antigüedad clásica. Se estudian la perspectiva y la composición y los mecenas de las artes apoyan e impulsan a los artistas para conferir importancia a los estados, que intentaban que se asemejaran a "pequeñas Romas".


Igual que en literatura, se le da importancia a la naturaleza; la figura humana se convierte en el centro (son importantes los estudios de anatomía y hay nuevos temas, como la mitología o la Historia, al igual que la alegoría, un ejemplo de lo cual lo encontramos en la clase de 4º ESO "A" en el cuadro de Mantegna que este año coloqué a principio de curso, denominado "El triunfo de la virtud"). Los retratos serán numerosos.


Os sonarán nombres como Fray Angelico, Piero della Francesca, Leonardo da Vinci, Miguel Ángel o Rafael. Los cuadros de El Greco van anticipando el Barroco.






Alrededor del siglo XVI la estética vuelve a cambiar, cuando las formas se alargan y los cuadros se cargan de ornamentación. Los pintores barrocos gustaban de elegir los momentos más dramáticos. Se pretendía provocar la emoción. La técnica del claroscuro está al servicio de este propósito. En España son pintores conocidos Velázquez, Murillo, Zurbarán o Ribera. Rubens fue pintor de la Corte.

Si vais al Museo del Prado (al de verdad, no al de nuestro aula, aunque tenga poco que envidiarle a aquél), podréis ver muchos cuadros de Rubens. Rembrandt, pintor holandés, es otra figura cumbre de esta época y tenemos su identidad en 3º ESO (no sé qué alumno es Rembrandt). Vermeer es un artista flamenco que también os sonará. Por otra parte, otra enorme influencia para los españoles fue la del italiano Caravaggio, maestro del claroscuro.


Se dan los fuertes contrastes, el dinamismo, el desequilibrio, los efectos de color y la exuberancia en las formas, todo ello con la finalidad de conmover al espectador.

Los bodegones llamados vanidades, con calaveras, relojes y otros elementos que simbolizaban el paso destructor del tiempo, estuvieron de moda en el Barroco y sirvieron al tópico "Tempus fugit".

Os propongo un reto: a ver quién es capaz de aportar el título de todos estos cuadros (o de los que pueda cada uno) en comentarios a esta entrada.


viernes, 17 de febrero de 2017

Eucaristía del segundo trimestre

                            
En 4° ESO "A" hemos tenido una eucaristía de grupo. Antes del recibo de la preevaluación todos fuimos a la zona del coro en la capilla, donde don Francisco, el capellán del colegio, ofició la eucaristía.

Recordamos que las clases de la etapa de Secundaria durante el primer trimestre  tienen la Adoración al Santísimo; en algún momento del segundo trimestre, una eucaristía de grupo; en el tercer trimestre el capellán de pasará por las clases por si algún alumno necesita hablar con él.

Además de esto, tenemos las penitenciales y demás actividades de Cuaresma que organiza el departamento de Pastoral. Pronto hablaremos de Confirmaciones, Pentecostés, Virgen de la O, día de Santa Juana de Lestonnac... pero todo esto sea en el tercer trimestre.

La eucaristía del 15 de Febrero fue preparada por los alumnos, que en grupos redactaron una minuciosa monición de entrada (alguien me divirtió con la expresión "munición de entrada", como si empezásemos la misa repartiendo balas), en que subrayaron el momento del curso en que estamos (ellos son conscientes de que estamos en el ecuador) y expresaron la importancia de estar reunidos todos allí en aquel día.Otro grupo de alumnos escribió las peticiones  y un último grupo, la acción de gracias.

Yo doy gracias por tener esta tutoría con niños tan diligentes. Muchos quisieron participar en la misa leyendo y así lo hicieron y otros me ayudaron enviándome los textos de la eucaristía por correo. Estos niños de 4º ESO (las tres clases) son estupendos este año. Nos va a costar mucho separarnos de ellos dentro de unos meses.

El capellán se mostró cercano, bromista y cariñoso con los alumnos, de forma que la eucaristía resultó muy agradable. Recordó el año pasado, cuando les daba clase de Religión y dijo haber disfrutado mucho con ellos.

Frases latinas de uso común


En clase de Latín cada semana aprendemos una frase en lengua latina que se usa en castellano. Escribimos esa frase en la pizarra después de comentarla y se mantiene allí en el margen superior del encerado (o intentamos mantenerla; a veces los de ciencias, que son un poco envidiosos, la borran) durante toda la semana para retenerla bien, además de apuntarla los alumnos en las páginas de su agenda de la semana en curso.

Tenemos acuñadas frases tan fantásticas como "asinus asinorum in saecula saeculorum", "Divide te impera", "Quousque tandem Catilinana abutere patientia nostra?","Alea iacta est" y "aquila non capit muscas".

A todo esto, a Marta le gusta aprender frases en latín para meterse con su hermana sin que ella la entienda y es que... cada uno hace con la cultura lo que quiere.

¡El latín al poder!

Por otra parte, me imagino yo a Bea muy, pero que muy herida por las frases que Marta le dispara.

miércoles, 15 de febrero de 2017

Comienza el sexto mes de embarazo



Queda un mes prácticamente para que se acabe este segundo trimestre del curso, que equiparamos a un embarazo. Nuestro embarazo lo constituyen los exámenes, las tareas, los madrugones para venir al colegio... nada insuperable y todo por un buen fin.

Mañana entregaremos la preevaluación, una nueva "ecografía" que nos revelará cómo se va desarrollando el curso, cómo va evolucionando el bebé, del que sabemos ya que es niño. Hace falta que vayamos pensando en un nombre...

Durante estos treinta días el niño aumenta mucho de peso y comienza a acumular grasa. Su piel está roja y arrugada y los dedos de manos y pies van separándose y diferenciándose las cejitas.


El aparato respiratorio y el sistema nerviosos siguen su evolución. Al final de este mes el bebé pesa 820 gr. Y mide 30 cm. Significa esto que estaremos bastante cansados ya porque nos pesará el curso, aunque tendremos a la vista el viaje de fin de estudios y las vacaciones de Semana Santa.

Ya mismo empezaremos la Cuaresma, periodo que anuncia la Semana de Pasión. Después,la Resurrección, la Gloria y una vez lleguemos a Pentecostés, el tiempo ordinario... ¡Cómo me gustaban aquellas épocas pasadas en que las referencias temporales se basaban en el calendario litúrgico! Por ejemplo, cuando se decía algo como que "la gente se empezaba a vestir de verano por Pentecostés"....o "Por San Miguel ya la cosecha estaba prácticamente recogida"... Pero esto es otro tema para ser tratado en un artículo diferente.

martes, 14 de febrero de 2017

Vestidos para el día del Siglo XIX. 4º ESO.

Como sabéis, uno de los proyectos que tenemos en el departamento de Lengua castellana y Literatura de Secundaria, es la que llamamos "Un viaje en el tiempo". Los alumnos y profesores de primer ciclo celebrarán el día de la Edad Media; 3º ESO, el día de los Siglos de Oro y en 4º ESO .estamos ya inmersos en la preparación del día del siglo XIX. Cada alumno será un personaje real del siglo XIX.

Los chicos pueden también pedir unas mallas, unas botas altas , de esas de montar a caballo, por ejemplo. En último término, si no encuentran nada de esto, pueden llevar los pantalones del uniforme u otros beige claros, con los zapatos oscuros que traen a clase todos los días. En cuanto a la chaqueta, se llevaba la levita (chaqueta larga) o un tipo de chaqueta que era más corta por delante que por detrás, donde terminaba como los chaqués o fracs. Para esto, tengo guardado un patrón para hacer una chaqueta de este tipo que estaré encantada de prestaros. Habría que comprar fieltro (no importa el color), cortarlo según el patrón y coserlo (no hace falta ser un artista).
Tenemos que ir pensando en echar un vistazo a la moda del siglo XIX, puesto que cuando nos invitan a un baile, hemos de ir de etiqueta, y la etiqueta en este caso implica ir vestido como se vestía uno en el siglo XIX (o lo más parecido posible). Se le pueden añadir botones dorados, por
ejemplo. Por último, un pañuelo vistoso al cuello estaría muy bien. Quien quiera puede añadir unos galones. El año pasado hubo quien llevó la chaqueta de la banda de música a la que pertenecía, que parecían inspirados en esa época.

Los caballeros pueden ir vestidos de soldados napoleónicos (no he encontrado oferta de disfraz de soldado español). También pueden ir con gabán, abrigo que llegue a la rodilla, con camisas con chorreras, ahuecadas en el pecho y con pañuelo alrededor del cuello o pajarita. Hay sombreros de copa para disfraz que he visto en una  tienda del centro. También la chaqueta de un chaqué sería adecuada, y botas de montar o zapatos de cordón. Para el que quiera vestirse de soldado, hay una alumno en cada clase delegado de encargar los disfraces; podéis hablar con él.

Para las mujeres, se podría decir que el talle podía ser imperio (a la usanza del tiempo de Napoleón, a principio de siglo, es decir, ceñido bajo el pecho); podrían también ceñirse a la cintura y con mucha vuelo, como en las décadas centrales del siglo (para esto recomiendo el uso de cancán, que
podéis incluso elaborar vosotras) o pueden imitar el uso del polisón, el abultamiento en la parte trasera superior de la falda, que puede conseguirse mediante una tela superpuesta o mediante un gran lazo, por ejemplo. Podéis usar miriñaques, en la cofección de los cuales os podría ayudar don Carlos Martínez.
Si no tenéis posibilidades de poneros un traje, una blusa alta de cuello, con encajes, con un broche con aspecto antiguo, como un camafeo, estaría muy bien. Puede que alguien tenga un traje de gitana antiguo de su madre, de esos de grandes volantes con tiras bordadas, a los que se les puedan descoser las mangas y llevarlo con un chal (la tela tendría que ser lisa, no de lunares). Creo que no os será difícil encontrar unos pendientes largos que parezcan antiguos.
Las faldas siempre son largas y las bocamangas, estrechas, pegadas. Podéis llevar como complementos, camafeos, broches, sombreros, tocados, abanicos,...

 Los tocados y sombreros son un recurso muy acertado. Hay algunos muy fáciles de fabricar, creo, a los que se le pueden añadir delicadas flores naturales o artificiales. Algunos tienen una cinta de gasa que va atada con u gran lazo bajo la barbilla. Otros tienen una gran y favorecedora visera circular que rodea la cara. Esto se puede realizar forrando de tela un cartón que cortéis con esta forma. Si no queréis llevar sombrero, basta con un peinado de forma antigua, que podáis adornar con broches o flores. Quien tenga el pelo moldeable puede hacer maravillas.







Os dejo aquí unas imágenes que os pueden servir de inspiración. Ya me iréis comentando. Por supuesto, agradeceremos a cualquier persona que tenga una brillante idea con respecto a los disfraces, que la comparta.